¿Buscas algo en especial?

Búsqueda personalizada

jueves, 21 de abril de 2011

PODEROSO MENSAJE SOBRE LA LIMPIEZA DEL PLANETA




Junto al hecho de que muchos de nosotros preferimos considerar a nuestro planeta como un planeta estable y que nunca cambiará, cerrando así nuestra mente a los movimientos terrestres ocurridos en el pasado, y que podrían ocurrir en el futuro, tenemos también la visión del Planeta Tierra como un objeto inanimado que podemos explotar y del que podemos abusar a nuestro antojo.

El 'Conocimiento Superior' nos muestra, sin embargo, una visión de la Tierra que está siendo ampliamente aceptada: la de que la Madre/Diosa Tierra es un Organismo Viviente sensible, al que debemos no solo nuestro respeto sino también el privilegio de permitírsenos residir y evolucionar sobre su superficie.

La Diosa Tierra, o Gaia, como también se la conoce, es en verdad un Ser Superior que pertenece a una oleada antigua de Seres de Luz Creativos. Nos referimos a ella en femenino pues posee ciertas características predominantemente femeninas. Habiendo completado originalmente su primer Gran Ciclo Evolutivo y retornado a la Mente de Dios, le fue ofrecido un 'Alto Servicio', una oportunidad para convertirse en un 'Ser Planetario' infundiéndole un alma a su cuerpo terrestre. También se le ofreció la ayuda de un 'Logos Planetario', un alma altamente evolucionada que mantiene el contacto entre Ella y todas las formas de vida evolutivas bajo y sobre su superficie. Este ha sido hasta ahora el Maestro Sanat Kumara, que fue investido para este propósito en el planeta Venus. Es él el que ha proporcionado el enlace vital entre la Madre Tierra y los Reinos Mineral, Vegetal, Animal y Humano hasta el momento actual. Sin embargo, pronto se moverá hacia un nivel de servicio más alto, hacia el final del presente Gran Ciclo Cósmico.

"Este Ser que conoces como Madre Tierra, la Diosa Gaia, es un Ser muy poderoso, poseedor de una gran sabiduría y fuerza. Con una sola palabra, ella puede transformar la completa naturaleza de su ser. Aunque ha cedido parte del dominio de su superficie a la Humanidad como Guardianes Planetarios de los reinos mineral, vegetal y animal para que la propia Humanidad aprenda de ellos, últimamente Gaia controla el planeta y la naturaleza de lo que se manifiesta en su superficie. La Naturaleza es su naturaleza.
Este planeta se está aproximando a un tiempo, dentro su ciclo evolutivo, que cambiará dramáticamente, como una serpiente que se desprende de su vieja piel. Cada tantos miles de años, sin importar si la Humanidad existe sobre la Tierra o no, este planeta pasa por unos cambios metamórficos como parte de su ciclo natural. Al igual que nuestros cuerpos cambian cada siete años, así cambia el cuerpo terrestre. Este hecho es esencial para el planeta, para poder conservar la creativa y reproductora naturaleza de su ser. De modo que, en un tiempo fijado, el planeta pasa por un periodo de transformación. Esto implica un gran movimiento en sus masas terrestres, movimiento de aguas y la reestructuración de la materia de la Tierra".
[El Maestro ZEN TAO, canalizado por el Centro Ramala, Glastonbury].

Sin embargo, la necesidad de una limpieza en profundidad del Planeta Tierra es, en estos momentos, mucho más que un fin-de-ciclo habitual.
El Planeta Tierra ha servido como anfitrión para las almas jóvenes, y también para almas agresivas y destructivas, durante veintiséis millones de años aproximadamente. Es muy conocida dentro de nuestra Galaxia como lugar de aprendizaje de lecciones particularmente difíciles, así como para resolver las tendencias agresivas y destructivas de aquellos que no han desarrollado las cualidades de caridad y amor. Muchos seres procedentes de todo el Universo han llegado, por tanto, a la Tierra para trabajar estas tendencias agresivas y destructivas por medio de la Ley del Karma. La Tierra ha actuado también hasta ahora como Escuela de Evolución para una gran población de almas humanas "relativamente" jóvenes. Algunos llegan aquí para aprender sus primeras lecciones básicas para desarrollarse como seres humanos conscientes y en evolución. Aquí aprenden a discriminar entre el bien y el mal, y, lo que es más importante, a desarrollar en el tiempo el respeto por la santidad de todas las formas de vida. Ha sido dolorosamente evidente que dentro de los países menos desarrollados del mundo, personas que se comportan de una manera amistosa y cordial cuando las cosas van bien, caen rápidamente en las mayores atrocidades y asesinatos cuando los tiempos se vuelven difíciles.
Como resultado de todas estas actividades de aprendizaje de una naturaleza más bien negativa, la acumulación gradual de una "nube negra" de pensamiento negativo ha aparecido en el éter espiritual de la Tierra. Esta nube negra es perfectamente visible para los Seres de los planos espirituales y visitantes de alta vibración de otros planetas y mundos.

"Antes de que la Nueva Era pueda comenzar en la Tierra, nuestro Planeta será recompensado por sus años de servicio en los niveles más bajos por medio de una limpieza profunda de su superficie, eliminando y neutralizando el daño medioambiental y la nube negra de pensamiento negativo acumulado que ahora nos rodea.
La manifestación física de esta gran limpieza se llevará a cabo por medio de la inclinación de los ejes terrestres, lo que resultará en un planeta literalmente "sacudido". Esto provocará una expansión de sus moléculas hacia una agregación menos densa y más tenue, lo cual permitirá un nivel vibratorio más elevado.
La causa de la destrucción que sobrevendrá a la Tierra reside en el pensamiento del hombre. ¡Los Elementos! ¡Ellos son vida inteligente! Son parte del Uno Infinito, y porque son parte del Uno Infinito no responderán al pensamiento negativo del Hombre nunca más. Y ellos se rebelarán, causando grandes mareas y grandes vientos".
[El Maestro SANAT KUMARA, canalizado por el Hermano Philip en "El Secreto de los Andes". Leaves of Grass Press, Novato, California]

"El Reino Mineral está bajo el control de la Humanidad. La Humanidad influencia el Reino Mineral con sus pensamientos-forma, con sus patrones de comportamiento. La Humanidad puede, y debe, cooperar con este Reino si quiere continuar su camino evolutivo en el planeta Tierra, pero la Humanidad ha abusado y destrozado el Reino Mineral durante demasiado tiempo para servir a sus propios intereses, sin importarle los costes para el Reino Mineral. Esta es la causa de que la Humanidad se esté aproximando a su transformación planetaria y los minerales del planeta comiencen a vibrar a un ritmo diferente. Si la Humanidad no vibra también a ese mismo ritmo, y no lo reconoce, entonces perecerá.
Por tanto, sepan que el momento del renacimiento se está acercando. El momento exacto y la naturaleza de los cambios solo Dios los conoce. Aunque la Humanidad pueda ejercer influencia sobre estos cambios, no podrá evitar que ocurran. La prueba para la Humanidad recae en aceptar los cambios terrestres como acontecimientos naturales y necesarios, como unos hechos que ha elegido experimentar"
[El Maestro ZEN TAO, canalizado por el Centro Ramala, Glastonbury].

Debido a que el planeta Tierra ha desempeñado el rol de "ofrenda en sacrificio" para los seres humanos menos evolucionados, más destructivos y agresivos, ha sufrido enormes abusos físicos y la contaminación de su cuerpo. Una mayor evidencia de este gran sacrificio del Planeta Tierra se ofrece en el testimonio del Ser Angélico Elouai:

"Saludos queridos míos, Yo soy Elouai y soy constructor. No me encuentro dentro de vuestra línea humana evolutiva, y no soy lo que vosotros denominaríais 'Fuerza de la Naturaleza'. Estoy acompañado por otros seres fuera de vuestro planeta. No soy un Ser del espacio proveniente de otro planeta. Mi hogar está en las altas dimensiones vibracionales del espacio. Quiero expresaros lo que sentimos en relación con vuestro mundo y vuestro trabajo. Mis compañeros y yo estamos entre aquellos que morábamos en el espacio y llegamos aquí hace eones de tiempo, como compañeros del Logos Solar, creador del Sistema Solar.
Somos constructores dentro de este reino solar. Cada planeta que ha sido creado, está en un estado dinámico de vida y crecimiento, alimentándose de lo que le nutre, y desechando lo que no pude asimilar. Por tanto, existen formas y manifestaciones de energía que son el resultado del proceso creador y que son energías no utilizadas, no resueltas, no integradas y no transmutadas.
Como ocurre con todas las formas de vida, hasta que no se logra la perfección y la totalidad, existen en el cuerpo del Logos Solar, que es el Sistema Solar con todos sus planetas y formas de vida, aquellas fuerzas y energías correspondientes a material de desecho. Estas deben ser transmutadas y reintegradas dentro de la rueda de la vida como materia prima para la creatividad futura. Dentro del movimiento evolutivo a través del tiempo, este residuo que se deja atrás debe ser reunido y purificado y devuelto después al ciclo Creativo: no se le permite acumularse o expresarse dentro de un cuerpo en evolución como centros de energía separados o no integrados, existiendo fuera del tiempo y del espacio, pues se convertirían en fuerzas del mal.
Por favor comprendan que por varias razones la Tierra fue reservada para la tarea especial de ser el 'purificador' de vuestro Sistema Solar durante un periodo de tiempo. Así, fueron atraídos hacia su mundo aquellos elementos que he mencionado de materia, energía y vida no integradas, no resueltas, para que fueran apresadas dentro de una naturaleza densa de forma material. Si se hubieran dejado en su anterior estado, estas energías tendrían el poder de impactar nocivamente el tejido sensitivo del Ser Solar, otros planetas y sus formas de vida, siendo como las toxinas de vuestros cuerpos.
Sin embargo, por haber sido encapsuladas dentro de la materia densa del cuerpo terrestre, sus vibraciones pudieron ser más bajas y estar protegidas del cuerpo de la totalidad hasta que la energía pudiera ser purificada y reintegrada armoniosamente y en amor dentro de la totalidad. Una vez logrado esto, los purificadores y redentores vinieron a la Tierra, al igual que vendrán aquellos purificadores y redentores que aún no son percibidos y quizás ni siquiera soñados por vosotros. La Tierra es una escuela de experiencias para enfrentar y resolver los desafíos de la creatividad y evolución primitivas.
Vuestro planeta es una Pista para la interacción de fuerzas evolutivas de muchos niveles y para la fuerza de vida y energía no integrada, procedente de diversos orígenes, algunos más primitivos, otros más evolucionados, pero todos dentro del camino secundario evolutivo que puso estas energías fuera de la comunión con la totalidad. De este modo, la Tierra sería como el riñón de vuestro sistema solar, regulando y transmutando las energías de todo el sistema, eliminando impurezas y reintegrando al cuerpo lo que es armónico y está en consonancia con la evolución progresiva de la totalidad. Seres que se han corrompido con energías de involución vendrán a la Tierra para ser purificados y poder así reconciliarse con la totalidad. De esta manera, vuestro planeta ha prestado un tremendo servicio para todas las formas de vida y todos los sistemas planetarios dentro de esta familia solar, capacitándolos para continuar su desarrollo con mayor facilidad.
A ningún planeta o Ser se le pide realizar esta tremenda tarea de transmutación y sacrificio eternamente. Deberá llegar el tiempo en que sean compensados con una nueva pauta de crecimiento y un nuevo servicio. Ahora la Tierra pide, y le es dado, su redención por medio de un gran proceso iniciador que ocurrirá en todo el cuerpo del Padre Solar. Los que estamos unidos a la Tierra desde sus comienzos, observamos estos tiempos como tiempos de una belleza sin medida, de una alegría sin comparación.
Aquellas formas de vida que muestren aspectos primitivos o de separatividad, serán trasladadas amorosamente, respetando su esencia y naturaleza Divina, a otros lugares que retomarán la función de transmutación. Por tanto, ahora es el momento en que será llevado a cabo un gran trabajo de purificación para limpiar y embellecer la Tierra, como se embellece y acicala la novia cuando va a contraer matrimonio; de esta manera, damos la bienvenida a la Tierra en este tiempo de logros y júbilo. Este acontecimiento busca su expresión en vuestros corazones y mentes, y vuestra dedicación.
La Tierra siempre será un lugar de energía especial y de aportación. Ahora Ella debe avanzar en su propia evolución más rápidamente de lo que podría si permaneciera dentro del servicio de transmutación. Debido a esto, veis que una gran cantidad de población se está encarnando ahora para aprovechar esta oportunidad de purificación y para mantener su unión con la evolución solar, de lo contrario, deberán dormir un largo sueño, para ser despertados en un tiempo futuro, en una tierra futura"
[Elouai, un Ser Angélico canalizado el 21 de Junio de 1970 en 'Links with Space", publicado en 1970 por Findhorn Press, Findhorn, Forres, Escocia]

Aquellos que continúan rechazando la idea de la necesidad de renovar la Tierra y su Civilización actual, deberían quizás preguntarse si de verdad nuestra vida en el momento actual, extendiendo el progreso por todo el planeta, la contaminación planetaria, la pobreza, la depravación y las guerras constantes, es digno de ser conservado tal como está. En los altos planos, la Ascensión de la Humanidad y el rejuvenecimiento de la Tierra, considerado como uno de los planetas más bellos de la Galaxia, son vistos con gran regocijo.

"La Tierra es un mundo maravilloso, mucho más bonito que algunos de sus vecinos. Siempre he amado la Tierra por encima de otras creaciones, pues hay en Ella una melodía que no se ha desvanecido en el éter. ¡La veo llorar sin fin! Pero no se le privará de su Canción Celestial durante mucho más tiempo".
[El Maestro SANAT KUMARA, canalizado por el Hermano Philip en "El Secreto de los Andes". Leaves of Grass Press, Novato, California]

LA NUEVA TIERRA - La Ascensión del Planeta Tierra 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Muchas gracias por tus comentarios